Finca Flichman certificó el Protocolo de Sustentabilidad de Bodegas de Argentina

132

Las operaciones de la bodega se llevan a cabo con el fuerte compromiso hacia el cuidado y conservación del medio ambiente sin comprometer los recursos de las futuras generaciones.

La lucha contra el cambio climático sigue siendo un objetivo de todos, especialmente de las empresas cuya actividad estamos estrechamente relacionada con el cultivo de la tierra”, dice Martín Ferrara, Director de Ventas de FINCA FLICHMAN. Sus palabras de dan en el marco de la reciente certificación de la Norma ISO 14001:2015 de la bodega, protocolo de Sustentabilidad de Bodegas de Argentina. 

En este sentido, FINCA FLICHMAN afirma que lleva adelante todas sus operaciones con gran compromiso hacia el cuidado y conservación del medioambiente, ‘entendiendo que somos parte de la comunidad y ello nos compromete a trabajar en la prevención de contaminaciones, manteniendo y mejorando nuestro sistema de gestión ambiental”, agrega.

“Creemos que nada sería posible sin el valioso aporte de cada integrante de la bodega, por tanto, capacitamos y cuidamos constantemente a nuestros colaboradores promoviendo incansablemente las mejores prácticas de salud, higiene y seguridad laboral”, sostiene Ferrara.

“Con relación a ello, proveemos los recursos necesarios para que las actividades sean ejecutadas con seguridad. Ninguna situación de emergencia, producción o resultados financieros puede estar por encima de la conservación de la integridad y salud de las personas que trabajan o visitan FINCA FLICHMAN”, afirma Martín Ferrara.

“Nuestras actividades implican prácticas económicamente rentables respetando el ámbito social y el medioambiente. Se busca satisfacer las

necesidades presentes sin comprometer los recursos de las futuras generaciones. Nuestros objetivos están dirigidos hacia una baja contaminación, eficiencia en el uso de los recursos y energías ecológicamente soportables”, continúa Ferrara.

A tal fin, la bodega implementa acciones concretas como, “reducir el peso de la botella, la incorporación de tecnologías que permiten una disminución del consumo energético, la utilización de luminarias LED, la incorporación de una flota de modernos auto elevadores con combustión a gas para proteger el medio ambiente y tractores utilizados para la mejora del suelo, siembra de abono verde, fertilización y tratamientos especiales”, cuenta Martín Ferrara. 

“A este logro se unen mejoras en la sala de filtrado continuando con el proceso para certificar BRC en marzo de 2019. Con relación a ello y mediante auditoría interna se constató que el nivel de implementación del sistema de gestión de Calidad basado en el estándar BRC Food V8 se encuentra en un 91%., “resultado que nos pone muy cerca de la obtención de esta certificación internacional lo cual significaría un logro histórico para la bodega”, sostiene Martín.

El protocolo de Sustentabilidad nos aporta herramientas -tanto a la bodega como a la industria vitivinícola argentina- para mejorar nuestra competitividad y el valor agregado de los vinos, establecer altos estándares de prácticas sustentables, instruir a todo nuestro personal en viñedos y bodega, y hacer frente a eventuales amenazas de restricciones al comercio derivadas de normativas ambientales como también, a tomar medidas de adaptación y mitigación ante el cambio climático”, concluye Martín Ferrara.